Fuengirola aprueba una moción institucional en apoyo de la candidatura de Cooperación Honduras al premio Princesa de Asturias 2017

Con el fin de recabar también la adhesión de los fuengiroleños, desde el colectivo se está llevando a cabo una campaña de recogida de firmas
Foto-pleno-enero

El Pleno del Ayuntamiento de Fuengirola ha aprobado una moción institucional en apoyo de la candidatura de la Asociación Cooperación Honduras y ACOES para la obtención del premio Princesa de Asturias en la categoría de Cooperación Internacional en 2017. Además, con el fin de recabar también la adhesión de los fuengiroleños, desde el colectivo se está llevando a cabo una campaña de recogida de firmas.

En la citada moción, que ha sido presentada por la alcaldesa, Ana Mula, se muestra el respaldo de los miembros de la Corporación a dicha candidatura, pues "este galardón de reconocido prestigio sería una recompensa justa a la función que desarrollan estos colectivos. Sólo hay que parase un poco en su intensa actividad, para hacerse una idea de la fundamental labor social que realizan".

A continuación, Mula ha ido desgranando la evolución y el importante trabajo desarrollado de manera altruista desde que Cooperación Honduras iniciara su andadura en 1994, "cuando un grupo de personas de Fuengirola conocieron al Padre Patricio Larrosa y les contó lo difícil que era la vida en Honduras y cómo había empezado a ayudar a cuatro niños de su parroquia para que pudieran ir a la escuela. Unos años más tarde, tras la tragedia del Huracán Mitch, se manda el primer contenedor con ayuda humanitaria".

La alcaldesa ha continuado explicando que "por su parte, ACOES (Asociación Cooperación y Esfuerzo) es la contraparte en Honduras. Se trata de una ONG hondureña, fundada por el Padre Patricio en 1996 y con la que trabaja Cooperación Honduras desde que dio sus primeros pasos. Tanto Cooperación Honduras como otras 19 asociaciones de diferentes puntos de España que tienen a ACOES Honduras como contraparte, comparten los mismos principios de altruismo y generosidad plasmados en sus dos lemas fundamentales: El 100% de la ayuda llega y Aprendiendo a Compartir".

"En los estatutos de Cooperación Honduras figuran como fines ejecutar de forma no lucrativa proyectos de ayuda humanitaria para la niñez y población en general de países del tercer mundo, especialmente Honduras, tendentes a desarrollar condiciones de vida que favorezcan la paz, la justicia, los derechos, la solidaridad y el desarrollo integral del ser humano", ha indicado la primera edil, destacando que "Honduras, es el segundo país en extensión de Centroamérica, y con una población de 8 millones de habitantes se encuadra desde hace años entre aquellos países con menor Índice de Desarrollo Humano. Ocupa el puesto 106 sobre 169 países (que disminuye hasta el 110 si se pondera la desigualdad). Es, además, una de las naciones con peores índices de pobreza de América Latina. De hecho, el porcentaje de hogares en situación de pobreza asciende al 59% (siendo el de pobreza extrema del 36%). Es una realidad terrible. Por ello, todos los esfuerzos de Cooperación Honduras se centran en la lucha contra esa pobreza defendiendo el acceso a la educación como derecho y como herramienta de transformación social en pos de la solidaridad y la justicia".

"Las actividades que lleva a cabo Cooperación Honduras pueden clasificarse en dos grandes grupos: el primero con fines recaudatorios y el segundo con fines de sensibilización. Entre las actividades del primer grupo se pueden destacar la redacción y presentación de proyectos a concurso en diferentes organismos tanto públicos como privados, la organización de comidas solidarias, torneos deportivos benéficos, carreras solidarias, participación en rastrillos, venta de lotería de Navidad, etc.", ha señalado Mula.

Así, la alcaldesa ha continuado explicando que "las actividades de sensibilización se centran en la difusión de la realidad de Honduras a través de charlas en los colegios e institutos de la provincia, mostrando los diferentes proyectos que se llevan a cabo en ACOES por los propios jóvenes hondureños con la supervisión del Padre Patricio. En ellas se enseña a los niños y jóvenes de nuestro mundo una realidad muy distinta a la que ellos conocen y cómo, con generosidad y un poco de ayuda de muchos, se puede llegar a conseguir que una parte de la sociedad sea un poco más justa".

"En este escenario es donde se mueve el sistema de apadrinamientos de Cooperación Honduras, ya que la persona que ayuda con la financiación de una beca para que pueda estudiar un niño hondureño, está ayudando al desarrollo de un país. En la actualidad Cooperación Honduras gestiona 1.160 becas", ha indicado Ana Mula.

"Por otra parte, cabe destacar que desde ese primer contenedor que salió hacia Honduras en 1999, ya se han enviado 43, gracias, como se dice desde la propia asociación, al trabajo de unos pocos pero a la ayuda de muchos amigos de Fuengirola y de diferentes municipios de la provincia que donan el material que se carga en los contenedores de ayuda humanitaria; principalmente, comida no perecedera y material escolar", ha señalado la alcaldesa, destacando que "el verdadero "milagro" que se observa con el paso del tiempo es que en el año 1994 el colectivo empezó su andadura con un grupo muy reducido de personas de Fuengirola y de Granada, de Huéneja principalmente, pueblo donde nació el Padre Patricio, dedicadas a buscar recursos para ACOES, y en la actualidad existen 19 asociaciones por diferentes puntos de España, así como otras personas y asociaciones de Canadá, Francia, Alemania y Estados Unidos. En total forman el colectivo más de 1.000 personas ayudando desde 30 ciudades del mundo en 5 países".

Así, Mula ha continuado explicando que "con los recursos recibidos en Honduras, un grupo de más de 200 jóvenes hondureños realizan en la actualidad la gestión de 42 proyectos que inciden directamente sobre 11.000 niños a los que se les facilita de forma totalmente gratuita la educación y el apoyo nutricional y de salud, generando un impacto sobre 76.000 personas. Entre esos proyectos se encuentran iniciativas educativas, asistenciales y de diversa índole".

"Sin embargo, como le gusta destacar a Cooperación Honduras, el proyecto más importante son las personas, ya que toda la labor gira para que los niños educados por ACOES crezcan en honradez, generosidad, igualdad, justicia y en compartir. El objetivo es construir una sociedad más honrada, más generosa, más igualitaria y, en definitiva, más justa", ha afirmado la alcaldesa, que ha concluido su intervención "insistiendo en el apoyo del Ayuntamiento de Fuengirola para que Cooperación Honduras y ACOES sean reconocidas con el Premio Princesa de Asturias 2017".